MUNDOALERTA . LAS NOTICIAS MAS DESTACADAS DEL MUNDO
Foro informativo a nivel MUNDIAL...
Porque entre todos.. hacemos la noticia.

Seguimiento de anomalías en nuestro entorno. Terremotos, volcanes, política, guerras, ciencia, pseudociéncia.. Seguimiento sobre el Estado Islámico ISIS.

Entra y forma parte de esta comunidad con casi 20.000 usuarios.

Regístrate y tendrás acceso a toda la información

(OPINION) Política, pensamiento crítico y otras cosas. "Hacerse puta, nuevo hito de la marca España"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

(OPINION) Política, pensamiento crítico y otras cosas. "Hacerse puta, nuevo hito de la marca España"

Mensaje por lilian el Mar Mar 04, 2014 4:40 am



Política, pensamiento crítico y otras cosas.




02 marzo 2014
Hacerse puta, nuevo hito de la marca España

La derecha está crecida. Cuando dice lo que piensa sin tapujos rompe todos los moldes de lo políticamente correcto y del sentido común. Que la derecha tiene una doble moral, entre el cinismo y la hipocresía, es algo esencial en ella, formando parte de su ética constitutiva. Sin embargo, extraña sobremanera que se dejen llevar por la verborrea cruda hasta alcanzar cotas de desvergüenza y maldad difícilmente explicables. Debe ser que el caldo de cultivo social permite estas salidas de tono sin sanción o reprobación alguna. Su seguridad resulta aplastante. Que un concejal del PP le diga a una parada que se meta a puta o dé a su retoño en adopción es más que censurable, simplemente, por encima de las opiniones políticas coyunturales, merecería que la fiscalía tomara cartas en el asunto y que su partido le cesara de inmediato. Ni una ni otra cosa sucederán. Tampoco que los vecinos de la mujer desempleada exijan que el exabrupto del edil ultramontano le cueste el cargo y salga pitando, como mínimo, a Laponia o al desierto del Gobi, en cualquier caso a un lugar remoto donde pudiera reflexionar en soledad sobre su felonía machista y fascista impresentable.

El capitalismo se fundamenta en la explotación de la mano de obra. Y la derecha es la valedora de los empresarios, grandes fortunas y el entramado financiero de las elites. Esto es sabido, pero la ideología de la clase dominante crea una tela de araña sutil para que la confusión no permita conocer la realidad tal cual es. Si a eso añadimos que la mayoría se informa, es un suponer rayano en la temeridad, por los grandes medios de comunicación afines al régimen, la oscuridad, la tergiversación y el olvido suelen caer como una bomba sobre la verdad desnuda y el conflicto social subyacente. Por eso conviven juntas la pobreza extrema y la abundancia insultante, la marginación y la exuberancia, el asalariado y el patrón. Parece un orden natural e inamovible. El corolario último y definitivo es que siempre habrá ricos y pobres. Y que todos los políticos son iguales.

La violencia soterrada en la ideología hegemónica no se ve a vista de pájaro, hay que combatirla hasta en el más mínimo detalle. Tarea ardua y de máxima precisión que no admite descanso ni recesos tácticos. El enemigo capitalista no duerme jamás, constantemente está vomitando datos para mantener el orden establecido en sus cauces de normalidad absoluta. A veces con bellas palabras, otras con cinismo manifiesto o mediante hipocresía mistificadora. Solo cuando la derecha se siente fuerte, habla con sinceridad y alevosía, en la completa impunidad de saber que sus palabras y mensajes no tendrán consecuencias penales ni electorales.

A pesar de los movimientos reivindicativos de la izquierda que se manifiestan a diario en la calle, existe un sustrato tradicional e ideológico, amplio e indefinido, que acompaña silenciosamente a la derecha en sus derivas dialécticas gracias a los miedos inducidos por el sistema a la gran masa social. Miedos muy diversos: al inmigrante, a perder el empleo, a no poder asumir la hipoteca, al futuro de los hijos, a la enfermedad, a que la indigencia muerda la comodidad en entredicho… Estar asustado y vivir en precario son las condiciones indispensables para echarse en brazos de los falsos remedios de las distintas versiones de la derecha. El miedo quiere soluciones instantáneas, llegar al día siguiente, chivos expiatorios a los que dirigir sus furias, discursos encendidos plagados de mitos nacionalistas y emociones pasionales para evadirse del propio miedo escénico.

Que un concejal espete a una mujer que su situación personal tiene alternativas vendiendo a su vástago o haciéndose prostituta es una canallada que agota todos los adjetivos gruesos y negativos para calificar tamaña acción. Sin embargo, la sociedad pasará página en breve. El diabólico consejo quedará en mera anécdota de mal gusto, si bien muchos y muchas al cobijo de su eventual bienestar darán cobertura pasiva mirando hacia otro lado y bajando la cabeza como si aquí no hubiera pasado nada. Las mayorías parlamentarias del PP se basan en estos hechos transformados en banales e intrascendentes que no toman cuerpo ideológico y político en la conciencia colectiva de la clase trabajadora.

Vivimos en un país de imputados desde la monarquía a la localidad más pequeña, pasando por todas las instancias políticas, financieras, empresariales, representativas y administrativas del Estado y el país en su conjunto. Hay más presuntos fuera de la ley en el poder que en los recintos carcelarios. Nos gobiernan la corrupción contumaz y la represión institucionalizada y cultural. Y seguimos otorgando con nuestro voto y beneplácito sumiso mayorías a los que nos sugieren que nos hagamos putas para salir del atolladero individual. Misoginia y fascismo van siempre de la mano.

De putas, al fútbol, tarde de toros y vacaciones de semana santa. La marca España se supera cada día. De putas pero no al aborto. Al fútbol con la educación pública hecha trizas. Tarde de toros y la sanidad privatizada. De nazareno doliente y con un empleo de miseria. El programa de la derecha es claro, rotundo y evidente. Evidente para quien quiera o pueda verlo con ojos críticos y rebeldes. El neoliberalismo está consiguiendo lo que pretendía, vaciar de contenido el Estado social para que todo tenga un precio tasado de antemano. Se argumenta que todo es política, pero se obvia interesadamente que no hay acción política sin ideología que le ofrezca amparo y recorrido social. La ideología es como una metástasis invisible que impide ver lo que hay detrás de las palabras, los mitos y las costumbres. Sin ideología propia, la clase trabajadora es más dúctil y maleable. Nadie se hace ramera por vocación: es el capitalismo y las derechas los que crean las necesidades vitales para obligar a la mujer a meterse a puta. Triste realidad capitalista, tan triste como la de los políticos cínicos e hipócritas convertidos en proxenetas del fascismo cotidiano más zafio y criminal.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Visto en : [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

___________________________________________

avatar
lilian
Moderador Global
Moderador Global


Volver arriba Ir abajo

Re: (OPINION) Política, pensamiento crítico y otras cosas. "Hacerse puta, nuevo hito de la marca España"

Mensaje por Lobo Solitario 1 el Jue Mar 06, 2014 4:02 am

lilian escribió:

Política, pensamiento crítico y otras cosas.




02 marzo 2014
Hacerse puta, nuevo hito de la marca España

La derecha está crecida. Cuando dice lo que piensa sin tapujos rompe todos los moldes de lo políticamente correcto y del sentido común. Que la derecha tiene una doble moral, entre el cinismo y la hipocresía, es algo esencial en ella, formando parte de su ética constitutiva. Sin embargo, extraña sobremanera que se dejen llevar por la verborrea cruda hasta alcanzar cotas de desvergüenza y maldad difícilmente explicables. Debe ser que el caldo de cultivo social permite estas salidas de tono sin sanción o reprobación alguna. Su seguridad resulta aplastante. Que un concejal del PP le diga a una parada que se meta a puta o dé a su retoño en adopción es más que censurable, simplemente, por encima de las opiniones políticas coyunturales, merecería que la fiscalía tomara cartas en el asunto y que su partido le cesara de inmediato. Ni una ni otra cosa sucederán. Tampoco que los vecinos de la mujer desempleada exijan que el exabrupto del edil ultramontano le cueste el cargo y salga pitando, como mínimo, a Laponia o al desierto del Gobi, en cualquier caso a un lugar remoto donde pudiera reflexionar en soledad sobre su felonía machista y fascista impresentable.

El capitalismo se fundamenta en la explotación de la mano de obra. Y la derecha es la valedora de los empresarios, grandes fortunas y el entramado financiero de las elites. Esto es sabido, pero la ideología de la clase dominante crea una tela de araña sutil para que la confusión no permita conocer la realidad tal cual es. Si a eso añadimos que la mayoría se informa, es un suponer rayano en la temeridad, por los grandes medios de comunicación afines al régimen, la oscuridad, la tergiversación y el olvido suelen caer como una bomba sobre la verdad desnuda y el conflicto social subyacente. Por eso conviven juntas la pobreza extrema y la abundancia insultante, la marginación y la exuberancia, el asalariado y el patrón. Parece un orden natural e inamovible. El corolario último y definitivo es que siempre habrá ricos y pobres. Y que todos los políticos son iguales.

La violencia soterrada en la ideología hegemónica no se ve a vista de pájaro, hay que combatirla hasta en el más mínimo detalle. Tarea ardua y de máxima precisión que no admite descanso ni recesos tácticos. El enemigo capitalista no duerme jamás, constantemente está vomitando datos para mantener el orden establecido en sus cauces de normalidad absoluta. A veces con bellas palabras, otras con cinismo manifiesto o mediante hipocresía mistificadora. Solo cuando la derecha se siente fuerte, habla con sinceridad y alevosía, en la completa impunidad de saber que sus palabras y mensajes no tendrán consecuencias penales ni electorales.

A pesar de los movimientos reivindicativos de la izquierda que se manifiestan a diario en la calle, existe un sustrato tradicional e ideológico, amplio e indefinido, que acompaña silenciosamente a la derecha en sus derivas dialécticas gracias a los miedos inducidos por el sistema a la gran masa social. Miedos muy diversos: al inmigrante, a perder el empleo, a no poder asumir la hipoteca, al futuro de los hijos, a la enfermedad, a que la indigencia muerda la comodidad en entredicho… Estar asustado y vivir en precario son las condiciones indispensables para echarse en brazos de los falsos remedios de las distintas versiones de la derecha. El miedo quiere soluciones instantáneas, llegar al día siguiente, chivos expiatorios a los que dirigir sus furias, discursos encendidos plagados de mitos nacionalistas y emociones pasionales para evadirse del propio miedo escénico.

Que un concejal espete a una mujer que su situación personal tiene alternativas vendiendo a su vástago o haciéndose prostituta es una canallada que agota todos los adjetivos gruesos y negativos para calificar tamaña acción. Sin embargo, la sociedad pasará página en breve. El diabólico consejo quedará en mera anécdota de mal gusto, si bien muchos y muchas al cobijo de su eventual bienestar darán cobertura pasiva mirando hacia otro lado y bajando la cabeza como si aquí no hubiera pasado nada. Las mayorías parlamentarias del PP se basan en estos hechos transformados en banales e intrascendentes que no toman cuerpo ideológico y político en la conciencia colectiva de la clase trabajadora.

Vivimos en un país de imputados desde la monarquía a la localidad más pequeña, pasando por todas las instancias políticas, financieras, empresariales, representativas y administrativas del Estado y el país en su conjunto. Hay más presuntos fuera de la ley en el poder que en los recintos carcelarios. Nos gobiernan la corrupción contumaz y la represión institucionalizada y cultural. Y seguimos otorgando con nuestro voto y beneplácito sumiso mayorías a los que nos sugieren que nos hagamos putas para salir del atolladero individual. Misoginia y fascismo van siempre de la mano.

De putas, al fútbol, tarde de toros y vacaciones de semana santa. La marca España se supera cada día. De putas pero no al aborto. Al fútbol con la educación pública hecha trizas. Tarde de toros y la sanidad privatizada. De nazareno doliente y con un empleo de miseria. El programa de la derecha es claro, rotundo y evidente. Evidente para quien quiera o pueda verlo con ojos críticos y rebeldes. El neoliberalismo está consiguiendo lo que pretendía, vaciar de contenido el Estado social para que todo tenga un precio tasado de antemano. Se argumenta que todo es política, pero se obvia interesadamente que no hay acción política sin ideología que le ofrezca amparo y recorrido social. La ideología es como una metástasis invisible que impide ver lo que hay detrás de las palabras, los mitos y las costumbres. Sin ideología propia, la clase trabajadora es más dúctil y maleable. Nadie se hace ramera por vocación: es el capitalismo y las derechas los que crean las necesidades vitales para obligar a la mujer a meterse a puta. Triste realidad capitalista, tan triste como la de los políticos cínicos e hipócritas convertidos en proxenetas del fascismo cotidiano más zafio y criminal.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Visto en : [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


ESTÁ EN LAS PROPIAS MUJERES REBELARSE CONTRA ESTE SISTEMA INJUSTO ..., Y A NOSOTROS LOS HOMBRES APOYARLAS ....!

ABAJO EL NEOLIBERALISMO ! VIVA LA MULTIPOLARIDAD !

ESPAÑA NECESITA LIBERARSE !

VAMOS QUERIDA ESPAÑA ... TÚ LA DEL MÍO CID , TÚ LA DE LAS UNIVERSIDADES DESDE HACE 10 SIGLOS ...! TU LA QUE TUVO CRISTIANOS, ÁRABES Y JUDÍOS VIVIENDO EN PAZ Y EN UNIVERSIDADES HACE 1000 AÑOS ... !

ESPAÑA, TUS HERMANOS HISPANOPARLANTES DE AMÉRICA DEL SUR TE LLAMAMOS, DESPIERTA !


___________________________________________

_____________________

"El acontecimiento más importante en la Era de Aquarius es el descubrimiento del "Hombre Trascendental"  . Dr. Serge Raynaud de la Ferriere en su Obra: EL ARTE EN LA NUEVA ERA.
avatar
Lobo Solitario 1
Usuario destacado
Usuario destacado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.